¿ Por qué tiene que ser una actividad más en tu agenda hacer ejercicio en menopausia?

¿ Por qué tiene que ser una actividad más en tu agenda hacer ejercicio en menopausia?

 

Que realizar actividad física a cualquier edad es bueno, es algo de sobra probado e indiscutible. Pero en el caso de las mujeres en etapa de menopausia, esos beneficios redoblan su efecto y resulta imprescindible practicar algo de ejercicio. Habrá que adecuar la actividad a nuestra rutina de vida, a nuestros gustos y necesidades actuales, pero es siempre al 100% recomendable.

En términos generales, hacer deporte tiene mejoras positivas en la reducción de los niveles de colesterol, triglicéridos y glucosa, en definitiva, grasa, que ahora, con la bajada de los estrógenos, tiende a acumularse más, especialmente en la zona abdominal, aumentando peligrosamente nuestro perímetro. Recuerda que un perímetro por encima de 88 cms. en las mujeres, aumenta el riesgo de episodios cardiovasculares peligrosos. 

Además, las mujeres físicamente activas tienen mejor calidad del sueño. La menopausia provoca cambios notables a todos los niveles, físicos y mentales. La reducción drástica de hormonas, especialmente de la progesterona y los estrógenos también pueden provocar dolores de cabeza, cambios emocionales, bajo estado anímico o lagunas mentales.

Por ello, la práctica de ejercicio regular y moderado, nos ayudará ahora más que nunca a mejorar el estrés, mantener el peso, ganar fuerza muscular,  mejorar el equilibrio y la coordinación, mantener en niveles óptimos nuestra densidad ósea, aumentar la atención mental y la mejora en la evolución de enfermedades como la hipertensión, la diabetes, la osteoporosis o la demencia.

Cuando practicamos deporte, además, aumenta la segregación de endorfinas, las llamadas hormonas de la felicidad que harán que los cambios de humor, los sofocos y las alteraciones que sufre nuestro cuerpo sean más llevaderos. También estimula la producción de colágeno, que redundará en una mayor calidad de la piel y una mayor resistencia de nuestras articulaciones.

¿Y qué deportes son los mejores ahora? Pues dependerá del estado de forma de cada una, de nuestra resistencia y de nuestros gustos. Pero al margen de eso, la rutina recomendada son los ejercicios de fuerza, para recuperar la masa muscular, combinados con otros que favorezcan el equilibrio, como el pilates, el taichi o el yoga. Además, algo de cardio, aunque moderado y no a diario, y tendremos el cóctel perfecto para perder tejido adiposo y ganar músculo de forma eficaz. Caminatas ligeras, pesas, bici, natación, son algunas modalidades adecuadas.

¿Cuánto y cuándo? La rutina debería constar de 30 minutos diarios y debería incluir cardio en días alternos, ejercicios de fuerza a diario (aumentando progresivamente) y flexibilidad y estiramientos, preferiblemente de forma suave y antes de ir a dormir, para ayudar a relajar el cuerpo y facilitar el sueño.Para una rutina específica y personalizada, consulta a un experto.

 

 

Regresar al blog